Industria: El mercado de electrónicos se contrajo 24 mil millones en 2018.

Según publicó el diario económico Iprofesional, el mercado de electrónicos en 2018 se contrajo en 24 mil millones de pesos respecto de 2017, lo que explica el derrumbe de los niveles de producción en la provincia.

17
Fuente imagen: Provincia 23

 El indicador surge de la comparación de datos de aduanas respecto de importaciones de electrónicos al continente, lo que incluye tanto los traídos del exterior como los fabricados en Tierra del Fuego, ya que se trata de una Área Aduanera Especial. Así, durante 2017 arribaron al continente electrónicos por u$s 4.000 millones, mientras que durante 2018 el volumen fue de   u$s 3.370 millones, de lo que resulta una caída de a $24.000 millones de pesos a cambio actual.

  Los celulares registran una de las caídas más considerables, ya que se vendieron casi dos millones y medio de equipos menos respecto de 2017. Vale recordar que 2017 ya había registrado caídas de consideración por lo que resulta cada vez mas incierta una posible recuperación de los niveles de producción en la isla.

  Según expresó Federico Hellmeyer, presidente de AFARTE, la caída de las ventas hizo crecer el stock de las terminales, por lo que de darse una mejora en las ventas probablemente no se refleje de inmediato en los niveles de producción.

“El 2018 fue un año difícil para todos los sectores de la economía, particularmente los que dependemos del mercado interno”, señaló el directivo.

 Los celulares de  LG y Huawei sufrieron una estrepitosa caída de 62% y 67% respectivamente, mientras que la emblemática Samsung cayó un 27%.

  La devaluación del peso es uno de los factores preponderantes en la caída de las ventas, ya que se disparó el precio de los equipos, sobre todo en lo que respecta a las gamas medias, que componen segmento más significativo del mercado.  Así, los equipos nacionales (Tierra del Fuego) registraron aumentos de hasta el 70 %, tornándose muy poco competitivos en un mercado interno absolutamente deprimido.

 Por otra parte, se registró un incremento en las importaciones de smartphones “low Cost” en general importados de china y cuyo costo al público no supera los 4 mil pesos. Datsun por ejemplo, debutó en el mercado argentino en 2018 colocando 50 mil equipos, mientras que Blu registró un crecimiento del 200%.

  Las notebooks también registraron una caída del 50%, pese a los intentos del gobierno nacional de provocar un “boom” de importaciones a través de la quita de aranceles, sacrificando para ello la producción en las terminales fueguinas.

  Los televisores, por su parte, gozaron de un incremento sustancial durante el primer semestre debido al mundial de Rusia. En dicho periodo de 2018, se vendieron 70 % más televisores que durante el mismo de 2017, sin embargo,  se compensó con una enorme caída luego de julio, lo que provocó que el saldo positivo sea de tan solo un 11 %, por lo que el efecto del mundial no pudo salvar las consecuencias de la devaluación y la caída del consumo.

 En lo que respecta al futuro de las terminales fueguinas, el panorama es poco alentador luego de que varias adelantaran despidos y suspensiones para el este año.